Maribel Yébenes

El diseño del centro boutique del Instituto de Medicina Estética de Maribel Yébenes en Málaga a cargo de nuestro estudio de arquitectura interior Dimensi-on, no era simplemente el estreno de una nueva sucursal. Fueron necesarias muchas reuniones para crear un espacio singular, en el marco incomparable de un edificio históricamente protegido del siglo XIX.

La intención era diseñar un proyecto de interiorismo moderno pero respetuoso con la tradición andaluza. Un hito imprescindible junto con la ejecución de una dirección de obra capaz de cumplir con las premisas definidas con la propiedad, tanto en el concepto como en el desarrollo de la reforma, a cargo de Dimensi-on.

Además éste debía resultar acogedor, integrando y reflejando el reciente cambio en la identidad visual corporativa de la firma, pero conservando al mismo tiempo su esencia y la concordancia con sus otras sedes en Madrid Paseo de la Habana y Miami.

Los objetivos del proyecto

Reivindicar el prestigio de Maribel Yébenes como marca en esta nueva singladura, exigía estar a la altura de los hitos y estándares de calidad y de atención al público, que le han hecho granjearse una reputación avalada por la confianza de las numerosas celebridades que se cuentan entre su clientela.

Las metas fijadas con la propiedad en el desarrollo del proyecto de interiorismo en local, contemplaban:

  •     Hacer coexistir los elementos arquitectónicos originales tan propios de la ciudad malagueña como tributo a su nueva ubicación, así como las señas identitarias culturales andaluzas presentes en el inmueble.
  •     Crear un espacio funcional para el desarrollo de los tratamientos de belleza, buscando el máximo bienestar de sus clientes, así como facilitar la tarea del equipo de profesionales que los aplican en el desarrollo de su actividad.
  •     Cumplir con la normativa de preservación de la edificación, la seguridad de la misma así como todas las garantías que, a nivel sanitario exige, un centro de medicina estética.
  •     Crear un espacio acogedor y relajante, muy diferente de la estética excesivamente fría y aséptica de los centros de belleza.

El local y sus antecedentes

La búsqueda del local apropiado exigía que tanto su ubicación como el estilo arquitectónico del edificio en el que se encuentra, reflejaran ese aire de la tradición andaluza acompasado a los nuevos tiempos, mediante un diseño y una ambientación de vanguardia. Ubicado en el Paseo de Reding 39, la calle es uno de los ejemplos vivos más destacados de la arquitectura autóctona del siglo XIX, de la ciudad de Málaga.

El inmueble fue mandado edificar por Félix Sánchez, un comerciante con gran visión que concibió el proyecto para alquilar las viviendas y, cuya utilidad, se mantiene vigente hasta el día de hoy. La construcción es un crisol de estilos que fusiona elementos neomudéjar, neoplaterescos y neorenacentistas. Otro de sus aspectos más destacados y llamativos son las diferentes torres que coronan los áticos.

Ya desde las primeras visitas prospectivas al local se identificaron diversos elementos constructivos originales que serían incorporados en el diseño.

Ante la existencia de estos materiales originales que aportan una gran carga simbólica al proyecto, consensuamos una agenda abierta a posibles cambios a la espera de comenzar las demoliciones: cabía la posibilidad que aparecieran otros elementos vintage, que podría ser interesante incorporar desde una perspectiva visual a las estancias.

Aspectos arquitectónicos y dirección de obra

Con alturas de 4 metros, las zonas comunes del local respiran ofreciendo sensación de amplitud. Este hecho se enfatiza gracias al abovedado de los techos junto con el apoyo y orientación de los haces de luz de las luminarias. La elección de las temperaturas de luz, su ubicación así como el asesoramiento en el tipo de lámparas y los recursos lumínicos empleados en su planificación, son fruto de la colaboración de Dimensi-on con el estudio de iluminación Fostek.

Los pilares de carga en hierro, son los originales del edificio. La intención era que permanecieran a la vista aportando un ligero toque industrial. Su acabado en óxido resultaba muy apetecible, pero para cumplir con la normativa de la ciudad de Málaga en materia de seguridad, fue necesario aplicar en primer lugar pintura intumescente de color blanca que ofrece una protección R90 en caso de incendio.

De esta manera, en el supuesto de desatarse un incendio los pilares resisten la acción del fuego y las altas temperaturas por espacio de hasta 90 minutos. Para devolverles su apariencia primigenia, cubrimos de nuevo la superficie con una pintura en color marrón efecto óxido.

Obra

El diseño del proyecto de interiorismo debía ser acorde a la nueva identidad visual corporativa de Maribel Yébenes, lanzada coincidiendo con la apertura del centro. Por este motivo su estética tenía que estar en consonancia con el blanco y dorado que son los colores de su nuevo logotipo.

Un cambio de imagen que tenía que quedar plasmado necesariamente no solo en sus soportes corporativos, sino también en el conjunto de las instalaciones. En este sentido los materiales han jugado un papel fundamental, tanto por la nueva imagen como por el tipo de público: desde el solid surface de la firma KRION del Grupo Porcelanosa, pasando por los revestimientos y los elementos lumínicos, todos ellos destilan un ideal de vanguardia, grandiosidad, calidad y excelencia.

Entrada y recepción

Para acceder al interior es necesario franquear una reja de doble hoja en hierro fundido que se mimetiza perfectamente con la fachada del edificio. Se trata de uno de los elementos originales que se han conservado y recuperado. Una vez cruzado el umbral se accede a un patio interior que desemboca en una escalinata, donde se halla la puerta principal. La iluminación exterior tiene como propósito resaltar la belleza arquitectónica del propio inmueble.

Una vez dentro y a modo de felpudo virtual, un proyector ubicado en la entrada proyecta el logotipo de Maribel Yébenes en el suelo. El eje central de la recepción es el mostrador de atención al público, flanqueado por un logotipo corpóreo. Se trata de un módulo curvo de obra levantado expresamente para este proyecto, con una encimera lacada en blanco. El paramento vertical de la trasera en forma de media luna está revestido con un solid surface de KRION retroiluminado. Todo un contraste con los muros en ladrillo visto y las vigas en hierro, ambos de época.

Resaltamos los matices de la superficie irregular pero centenaria de la pared de ladrillo original, mediante tiras LED que iluminan de abajo a arriba. Tanto en el caso de los muros como del abovedado (fue necesario restaurar su superficie rascando el salitre acumulado), aplicamos primero antisalitre, posteriormente una imprimación y por último un barniz para evitar la acumulación de polvo.

A fin de dar énfasis y concentrar la atención en la propia línea de productos de belleza de Maribel Yébenes, diseñamos dos expositores retroiluminados. Uno en madera en color natural con bandejas extraibles a modo de mostrador y otro en madera lacada en blanco y baldas de cristal.

Sala de espera

Como ya hemos comentado, tanto el equipo de Maribel Yébenes como nuestro estudio queríamos rehuir de la sensación fría e impersonal de algunos centros de estética. Esta premisa era necesariamente extensible a la decoración de la zona de la sala de espera. Para conseguir un ambiente confortable y acogedor como el de casa, vestimos la zona con un sofá y una pareja de butacas de Kave Home y una alfombra vinílica KEPLAN  de KP.

Cabinas de tratamiento

El corazón del proyecto son no obstante las cabinas de tratamiento. Para crear un espacio más íntimo y relajante, se bajaron las alturas, lo que además reduce la reverberación y el eco. Sin embargo y para acentuar la sensación de amplitud, a las puertas con dimensiones estándar se les ha añadido un dintel en su parte superior, creando el efecto visual de suelo a techo.

Tanto el suelo de las cabinas como el del pasillo absorben el sonido de las pisadas atenuándolo. En lugar de pintura se ha optado por empapelar las cabinas con un revestimiento vinílico técnico de la firma Regarsa, para conseguir un entorno más agradable. Los muebles han sido diseñados por nuestro estudio y fabricados a medida por Nouvell Cuisine.

Los lavabos termo curvados de KRION K-LIFE son Eco Active. 1 m2 de este material purifica el aire necesario para que 6,5 personas respiren durante un año, además de ser antibacteriano. La grifería empleada es de la marca TRES.

El espacio y disposición de las cabinas fue meticulosamente estudiado junto con el equipo de Maribel Yébenes, para situar sin incomodidades las máquinas de coolsculpting y facilitar el libre movimiento de los trabajadores durante los tratamientos.

Para conseguir una ambientación altamente personalizada, las cabinas están equipadas con un altavoz mediante sistema bluetooth, de manera que el cliente puede escuchar la música almacenada en sus dispositivos móviles, como hilo musical de fondo.

Además, la intensidad de la luz es regulable tanto en la zona del rodapié como en la iluminación lineal perimetral del techo. En su diseño, se ha buscado conseguir tanto un entorno que favorezca la comodidad del usuario durante la aplicación de los tratamientos, como que los empleados puedan ver correctamente mientras trabajan.

A fin de garantizar la intimidad y evitar posibles interrupciones, las cabinas poseen un avisador luminoso en la entrada indicando si el espacio está o no, ocupado en ese momento.

Fecha

15 noviembre, 2018

Categoria

Locales